Y el hombre aprendió a volar

usain_boltQue importa que la lluvia de Moscú nos caiga encima, cambiaría un posible catarrito por verle correr- en vivo y en directo- como ayer, por la sexta carrilera.

Él se sabe protagonista, así que simula traer sombrilla cuando saluda ante las cámaras para sentirse más cerca de aquellos presentes en la noche del majestuoso estadio de la capital rusa.

Yo, a cientos de miles de  kilómetros, también me preparo para correr  a su lado. Ya llevo varias ediciones mundialistas en lo mismo, incluso olimpiadas, pero no soy el único. He conocido quien ha dejado de comer, quien ha roto el televisor por imitarlo, y hasta quien ha dejado retrasada una cita importante,  por menos de 10 segundos de enajenación.

usain-bolt-13896-1920x1080Y es que somos testigos de un momento histórico, trascendental, deberíamos dar gracias a la vida por respirar por estos días. Ahora comprendo la locura en los 90 por Michael Jordan y los Bulls. Esta vez ha sido un chico del Caribe por tanto mi orgullo se enaltece en una dimensión superior.

El anuncio de los corredores en la final de los 100 metros planos tiene reservado un show especial. Cientos de fotógrafos aguardan. El starter  anuncia: “On your line”. Antes, uno de los competidores le había indicado silencio a las gradas; era el momento del despegue, nada podía interrumpir.

Bolt of Jamaica wins the men's 100 metres final ahead of Gatlin of the U.S. Lemaitre of France and Dasaolu of Britain during the IAAF World Athletics Championships in Moscow

No quiere casualidad. Espera quieto, tranquilo, parece no tener la mejor de las arrancadas, no le hace mucha falta tampoco. Todo está bien mojado, es peligroso.

La mita de la carrera le deja las puertas abiertas a un tal Justin Gatling, y el norteño se lo cree; sin embargo faltan otros 50 metros. Un chico de casi dos metros de altura, protagonista  de esta historia, no sabe del resto de los concursantes,  le interesa poco eso…encuentra su principal rival en su propio ser.

Tiene  como planteamiento táctico hacer sonreír al público y disfrutar, disfrutar. No tiene que demostrarle nada a nadie. Tiembla el mismísimo Carl Lewis ante sus hazañas.

Transcurridos 9.77 segundos, pasa lo que sabíamos todos que iba a suceder. No precisó rematar en la línea de fondo, y claro, nada de fotofinish para decidir el desenlace. Eso de las carreras apretadas déjenlo para otras especialidades.

197797-165914Saluda a todos, aplaude a los presentes, agradece su estancia, firma autógrafos y se pasea con la bandera de una combinación amarilla, verde y negra, muy peculiar. Había acabado de hacer un registro que una década atrás hubiese sido récord del mundo. Ya ni el aire en contra puede detenerlo.

Disfruto esta fortuna de verlo correr. Su humildad lo hace trascender como una especie de héroe mitológico; y yo le saco más provecho a este atleta que los mismísimos patrocinios de la PUMA.

usain-bolt-moscuGracias, por hacer del deporte: movimiento social,  religión , modo de vida. Tal vez un día podremos retribuirte todo lo que nos das, y no precisamente me refiero a  asuntos de cuentas bancarias…no es la economía la que me insita a alabarlo.

Satisfechos todos por enseñarnos el camino para aprender a volar,  Usain Bolt.

 

Anuncios

Publicado el agosto 12, 2013 en Uncategorized y etiquetado en , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. 3 comentarios.

  1. Nada más te faltó decirle que te quieres casar con él, jaja. Buena crónica

Dispara a puerta tú también

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: