Caminos encontrados

protesters-opposed-to-22057575Para el amanecer de hoy, lunes 20, los asuntos en materia de Diferendo Estados Unidos- Cuba tomarán, tal vez, otro lenguaje, otros términos; camuflados en rencores, sentimientos encontrados y sonrisas de diplomacia para las cámaras de las agencias de prensa. En la casa con el número 2630 de la calle 16, de Washignton D.C se izará a las 10 y 33 minutos am, una de la  banderas más hermosas; mientras en predios cercanos al malecón habanero, dejará de ser utilizado el calificativo de Oficina de Intereses nortemamericana.

Pero el sábado 18 aún faltaban 48 horas para la “Nueva era”. Se respiraba tensa la narración de los colegas en Tele Rebelde desde Toronto, sede de uno de los encuentros de semifinales del béisbol de los Juegos Panamericanos.

Los yanquis nos mandaron a la discusión del bronce. La justificación imperante resultó la mala decisión del árbitro estadounidense en una jugada en la inicial, que privó a la escuadra dirigida por Roger Machado de  ampliar su diferencia en el marcador. Las victorias arrolladoras en certámenes continentales son cadáveres fantasmas, aparecidos en los sueños gloriosos de los directivos de la pelota cubana.

0f6bb5f068336e7cdc1c9a067cd7c288_crop_north

Cuba cayó en cuartos de final ante Estados Unidos. 6 goles por cero.

Al sur, no muy lejos de la más poblada urbe canadiense, en la principal ciudad de Maryland, Baltimore- casa de los Orioles de las Grandes Ligas de Béisbol, aquellos de la visita al Latinoamericano en 1999-, la Selección Nacional de fútbol de Cuba se enfrentaba a los chicos representantes de la bandera de las barras y las estrellas.

Es la Copa de Oro 2015. Se celebra paralelamente a los Panamericanos, así que mediáticamente no hay espacio para más en la Mayor de las Antillas. Para la afición de nuestro país, todo lo concerniente al balompié local sigue con carácter y sello clandestino. Poco, muy poco se sabe de la actuación cubana en el torneo cumbre de las naciones de la CONCACAF (Confederación Norte Centroamericana y del Caribe de Fútbol).

El destino, entusiasmado por la más atlética de las coincidencias, nos puso a definir la continuidad ante los norteños en ambos deportes; disciplinas con esencia “antagónica”, a juzgar por la política y proyecciones de algunos, atemorizados ante la práctica masiva del más universal por las nuevas generaciones en nuestro país.

Pero para este 18 de julio, ambas escuadras lucieron varios puntos en común, incluso el resultado: catastrófico. Solo que para la afición caribeña en materia de sentimientos, pertenencia e identidad cultural, dista mucho una modalidad de otra.

El Secretario de Estado de la Casa Blanca, Jhon Kerry y su comitiva se vendrán el venidero  14 de agostopara alzar en la nueva Embajada su enseña; por años semi censurada por gran parte de nuestra sociedad. Sin embargo hoy es reflejada por toda La Habana en bici taxis, leggins, cafeterías y antebrazos tatuados.

2013_Cuba-vs-USA_acrylic-on-canvas_48-x-60inVeremos si en los próximos años el deporte sigue salpicado por salsa de Diferendo; ese que te enseña de la Política de la Fruta Madura,  y  la prohibición del Departamento del Tesoro para los peloteros cubanos en la MLB (Mayor League Baseball).

Anuncios

Publicado el julio 20, 2015 en Uncategorized. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Dispara a puerta tú también

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: