Archivo del sitio

El día que fiché para el Tunas Football Club

AgenciaFutbolistasPocas veces mi sistema neurológico experimenta un placer tan grande como cuando le pego patadas a la pelota de fútbol. Me resulta difícil explicarlo de manera sintética, aunque  mi novia se apegue a una de las tantas  teorías “feminista” cuando dice que el balompié es para locos que corren de lado a lado, para en la agonía gritar: ¡GOOOOOL! Yo al final de su tesis me limito a responderle que somos millones de “anormales”, y no más.

La historia del título de este post surge de una combinación especial: Día de las madres- Fútbol-Las Tunas. Sí, ya se que suena raro, pero de los ingredientes de esta fusión nació una de las más interesantes experiencias “competitivas” de mi vida. Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: